Las calles nos echan de menos

Parque infantil precintado durante el covid-19 o coronavirus

Cuando todo esto termine (o, mejor dicho, cuando empiece a terminar) saldremos a las calles y nos encontraremos con un mundo nuevo, a medio hacer. En ese momento tomaremos conciencia de otra responsabilidad, un nuevo compromiso como sociedad. Tras haber sido pacientes y solidarios en casa, será turno de recuperar los espacios urbanos y lograr entre todos que las calles vuelvan a ser las mismas.

Vemos desde nuestros balcones los parques infantiles precintados y el impacto que recibimos es el de algo contra natura. Esa cinta plástica no es una frontera física sino psicológica. Cualquiera podría levantarla o quebrarla, entrar y sentarse en un banco, deslizarse por un tobogán, lanzarse por una tirolina.

Parque infantil precintado durante el covid-19 o coronavirus

Y sin embargo la experiencia no sería la misma. Faltaría algo. Faltaría la vida. Porque un espacio urbano es un lugar de convivencia, donde se crea un ambiente comunitario: se comparten sonidos, movimientos, respiraciones, contacto…

Un contacto que ha eliminado de golpe el COVID19.

Nos quedamos con lo positivo

Esta es una crisis histórica de la que todos, sobre todo el planeta, esperamos obtener algo positivo. En Jolas sabemos desde hace tiempo que es posible sacar adelante un proyecto empresarial con honestidad y respeto al medioambiente. El coronavirus no ha hecho sino reafirmar nuestra convicción en que la sostenibilidad y el compromiso ha de integrar el ADN de las empresas responsables.

Esta crisis da la impresión de ser un toque de atención para que, como humanidad, no nos desviemos del camino.

La seguridad garantiza la normalidad

En estos tiempos, en Jolas estamos poniendo nuestro granito de arena para que las calles y los espacios urbanos vuelvan a ser los mismos. Seguimos trabajando con la mayor normalidad posible, extremando las medidas de prevención y el sentido común desde el minuto 1 de la alerta sanitaria. Esto nos ha permitido seguir con la fábrica en marcha, atendiendo los pedidos y garantizando todas las entregas presentes y futuras a nuestros clientes.

trabajadores de jolas trabajando con las medidas de seguridad para el covid-19

Una apuesta por la normalidad que hemos conseguido entre todos los que formamos Jolas, poniendo en el centro de importancia la salud de los trabajadores. Como todos, tenemos claro que, para preservar el mundo, primero hemos de preservarnos nosotros y a los que nos rodean.

Solo así estaremos en condiciones de salir a la calle y volver a insuflar vida a esos espacios urbanos que nos están esperando con los brazos abiertos.

fábrica jolas play mobiliario urbano parques infantiles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *